En muchos hogares las mascotas se consideran familia. Los animales pueden brindar diversión y alegría a la dinámica familiar. 
Los perros, los gatos... son animales que nos ofrecen compañía y mucho cariño. ¿Por qué no habría de seguir siendo así durante el embarazo?

 

Una preocupación común entre las mujeres embarazadas que conviven con algún animal de compañía es si estar en contacto con sus mascotas (perros y gatos) entraña algún riesgo.

 

En el caso de los perros, puede que sean tan sensibles al embarazo debido a los cambios en las hormonas y en las feromonas presentes en las mujeres embarazadas. El comportamiento de la mascota suele variar cuando perciben el cambio. Algunas mujeres afirman que el perro, que sólo amaba a sus maridos, los abandonan para estar junto a ellas. Se vuelven más pegajosos y protectores: esperan en la puerta de tu baño, duermen cerca de tu cama y ladran a cualquiera que desee acercarse a ti.

 

Sin embargo, puede que el perro reaccione de forma contraria: volviéndose distante y ansioso. Puede que camine de un lado a otro, que se lame constantemente o incluso que se comporte de forma extraña, escondiéndose detrás de puertas o no queriendo salir al aire libre.

 

En el caso de los gatos, les precede mala fama, sobretodo porque pueden contagiar toxoplasmosis, una infección peligrosa para una mujer embarazada. Sin embargo, las dueñas de gatos afirman que han notado que sus mascotas se comportan más amistosamente una vez que comienzan a aparecer los primeros síntomas del embarazo. No obstante, al igual que los perros, puede que el gato prefiera alejarse de ti durante el transcurso de tu embarazo.

 

Nuestro objetivo es despejar todas las dudas y mostrar la cara amable de la futura convivencia con los recién nacidos, pero para que todo llegue a buen fin hay que preparar el terreno para la sana convivencia y así evitar abandonos, maltratos, que son medidas desesperadas, por no saber manejar una situación a tiempo.

 

Esta es la primera charla de una secuencia relacionadas con estos temas que despiertan muchas dudas y preguntas, para ello contamos con la colaboración de dos profesionales, Victor Manzanares. Educador canino y Albert Garcia Veterinario.

Fotos del evento